7 peores mensajes de texto para enviarle durante una pelea

Aunque se desprecien, las peleas son una parte inevitable de toda relación y la única diferencia está en la forma de enfrentarse a ella, o, mejor dicho, de enfrentarse a él.

Pero, antes de entrar en materia, lo más importante es entender que las peleas en una relación son totalmente naturales.

Algunos expertos dicen que, de hecho, son deseables porque os ayudan a fortalecer vuestro vínculo.

Ahora bien, lo segundo más importante es aprender a reaccionar durante las peleas, o mejor dicho, aprender a no reaccionar: no quieres echar más leña al fuego.

Un mensaje de texto mal enviado puede prolongar el «periodo de peleas» y causar más daño a tu relación que cualquier otra cosa.

Para ayudarte a afrontar tu próxima pelea y minimizar las consecuencias, ¡aquí tienes la lista de los peores mensajes de texto que podrías enviarle durante una pelea!

1. Mensajes sarcásticos

Aunque está totalmente bien enviar regularmente mensajes de texto sarcásticos en broma, está totalmente mal enviarlos durante una pelea con tu pareja.

Si lo haces, seguro que no será divertido y sólo conseguirás que las cosas sean aún peores de lo que son.

Enviar mensajes sarcásticos significa provocar y burlarse de ellos y de la situación, lo que nunca ha beneficiado a nadie.

Por lo tanto, siempre es mejor guardar esos pensamientos sarcásticos para ti mismo y no enviar algo de lo que eventualmente te puedas arrepentir.

2. Palabras malditas e insultos

Entiendo que las peleas están estrechamente relacionadas con el enfado y el deseo de herir a tu pareja verbalmente (y a veces incluso físicamente), pero una de las peores cosas que puedes hacer en esas situaciones es enviar palabras malsonantes e insultos a través de mensajes de texto (eso también vale para decirlos en persona).

Si lo haces, sólo mostrarás inmadurez y falta de razón, y desde luego no quieres eso.

Por lo tanto, si evitas enviar todo tipo de insultos y palabras malsonantes durante las peleas, tus peleas serán más sanas y cortas de lo habitual (por muy extraño que suene).

3. Mensajes desesperados

Otro tipo de mensajes de texto malos son los relacionados con estar desesperado. Ahora bien, ¿qué significa estar desesperado?

Significa rogar, suplicar, hacerse la víctima y sentir una pena absoluta.

Por tanto, si le envías mensajes desesperados como algunos de los anteriores, no conseguirás nada con ello.

Por el contrario, sólo pensará que no tienes ni idea de lo que estás haciendo o que sólo piensas en ti misma.

4. Amenazas

Es comprensible que cuando estás en una pelea, estés desesperado por encontrar soluciones a la misma y quizás convencer a tu pareja de que cambie de opinión respecto a algunas cosas.

Dado que es realmente difícil influir en la mentalidad de alguien tan fácilmente, a veces decidimos utilizar las amenazas (como último recurso).

Si le dices a tu pareja que le dejarás si no cambia de opinión respecto a algunas cosas, se considera una amenaza y es definitivamente lo último que querrías decirle (créeme).

5. Mensajes de «ponerle celoso»

Hay millones de maneras de poner celoso a un chico, y las mujeres son, de alguna manera, por naturaleza, bastante buenas en ello.

Aunque ponerle celoso es bueno de vez en cuando (una dosis saludable de celos, por supuesto), hacerlo durante una pelea es un gran no-no.

Evita hacer cosas como enviarle fotos con otros chicos, decir que estás a punto de ir a tomar algo con alguien, o que otros chicos te están cortejando y que estás pensando seriamente en sus proposiciones.

Evita ponerle celoso; al hacerlo, sólo te harás más vulnerable y estarás descontenta.

6. Un millón de mensajes

Estoy seguro de que la mayor pesadilla de todo hombre es recibir un flujo interminable de mensajes de una mujer (independientemente de que sea su novia, su hermana o cualquier otra persona).

Efectivamente, enviar un texto tras otro sólo le mostrará lo furiosa que estás y no te dará ningún resultado positivo.

Sólo le bombardeará a él y a su teléfono móvil, y cuando vea eso, pensará que seguramente no tiene tiempo para contestar a ninguno porque no tienen fin.

A su vez, él se enfadará y entonces tú te enfadarás porque él está enfadado y… ya ves a dónde quiero llegar. Así que hazte un favor y no lo hagas.

7. No enviar nada

Aunque no es buena idea enviar toneladas de mensajes, tampoco es recomendable no enviar nada, es decir, ignorar sus mensajes.

Verás, sólo hay una razón por la que ignorarías sus mensajes y es porque no te interesa lo que tiene que decir y porque no te importa tu relación.

Parecerá que no tienes ningún deseo de mejorar las cosas y que no estás dispuesta a escuchar su versión de los hechos.

Ignorar los mensajes de alguien se traduce en ser pasivo-agresivo, que es el principal asesino de casi todas las relaciones.