Este es el día en el que empiezas tu viaje para seguir adelante

Durante meses o incluso años, has estado atrapado en una relación pésima.

Durante mucho tiempo, has estado atrapado en un mal lugar sin saber cómo escapar.

Tal vez estés involucrada con un hombre que no te trata bien o no te quiere lo suficiente.

Tal vez sigas sufriendo por alguien de tu pasado y sigas cargando con toneladas de equipaje emocional que te pesan y agobian.

O amas a alguien que claramente no quiere un lugar en tu corazón.

Tal vez has desperdiciado años en una relación casi intermitente que claramente no tiene futuro.

O te has encontrado atrapado en una relación abusiva.

Sea cual sea el caso, el resultado final es más o menos el mismo: no eres feliz con el lugar donde está tu vida ahora.

Quieres cambios, pero no sabes por dónde empezar.

¿Cómo puedes hacer que tu vida sea diferente y cómo puedes ayudarte a ti mismo a volver a ser la persona que eras antes de que toda esta miseria te golpeara?

Bueno, sé que tienes muchas ganas de curarte. Quieres arreglar tu corazón roto y recomponerte.

Sin embargo, seamos sinceros por un segundo: ¿qué estás haciendo realmente al respecto? ¿Has dado el paso hacia tu recuperación?

¿O sigues poniéndote excusas y justificando tu falta de valentía para cambiar las cosas?

¿Sigues mintiéndote a ti mismo que un día de estos tomarás la decisión correcta y tomarás tu vida en tus manos, sin hacer nada concreto al respecto?

Bien, si esto es algo con lo que te sientes identificado, estoy aquí para decirte que ya es suficiente.

Ya basta de que habites en el dolor; ya basta de que permanezcas dentro de esta zona de confort que todo este dolor te hizo.

Basta de que te lamentes por ti mismo y llores por tu triste fe, mientras te sientas y esperas pacientemente que algún milagro haga que las cosas se arreglen de repente.

Ya está bien de que no seas más que un espectador silencioso y un observador de tu propia vida.

Basta ya de que permitas que este dolor te defina y controle tu vida. Ya está bien de que no te hagas feliz.

Por eso hoy es el día en que todo esto cambia.

Sí, lo has oído bien: este mismo segundo es el momento en que empiezas a hacer algunos cambios cruciales en tu vida.

El día en que comienzas tu viaje de seguir adelante.

Hoy es el día en que te alejas de una relación que no te hace feliz, el día en que mandas al infierno al hombre que te hace daño y el día en que cortas todos los lazos con tu pasado que te ha estado hundiendo.

El día que te deshagas de todo ese bagaje emocional que te sigue rompiendo el corazón una y otra vez.

El día que dejes de esperar que cambie, el día que dejes de mendigar su amor y su atención.

El día en que mires a la dura realidad a los ojos y aceptes por fin la verdad, por muy dolorosa que sea.

Hoy es el día en que te das cuenta de que eres lo suficientemente fuerte para sobrevivir a todo esto y el día en que empiezas a creer que lo conseguirás.

El día en que ves todas tus capacidades y tu potencial, y el día en que empiezas a forzarte a convertirte en la mujer que siempre has querido ser.

Hoy es el día en que dejas de aferrarte y finalmente te dejas llevar. El día en que dejas de conformarte con menos y vas a por mucho más.

El día que te elijas a ti mismo por encima de alguien que no te merece, el día que empieces a quererte más que a nadie.

El día que elijas tu futuro brillante por encima de tu pasado o presente tóxico.

No te voy a mentir: será duro y habrá momentos en los que querrás echarte atrás.

Sin embargo, ningún comienzo es fácil y éste es sólo el comienzo de un largo pero beneficioso viaje que dará sus frutos antes de que te des cuenta.

No obstante, por algún lado hay que empezar, ¿no? ¿Y qué mejor oportunidad que ésta?

Así que, si buscas una señal, ¡ésta es!